Tratamiento facial con crema a base de rosa mosqueta y camelia

La rosa mosqueta y todos sus derivados son fuentes inagotables de beneficios para la salud general del cuerpo, especialmente la piel. Principalmente su aceite es un remedio que goza de gran renombre cuando de combatir las arrugas y rejuvenecer el rostro se trata. Sumada a esta gran cualidad del aceite de rosa mosqueta, algunas de las mejores cremas faciales combinan todas las propiedades de dicho aceite con el poder hidratante y regenerador de la camelia.

Crema facial de rosa mosqueta y camelia

Para comprender el alcance de esta interesante combinación elegida para la fórmula de distintas cremas faciales de calidad comprobada, será necesario conocer un poco más al detalle las cualidades que aporta cada una de estas plantas medicinales en el cuidado de la piel y, más específicamente, en el rostro. Por una parte, el aceite extraído de las semillas de los escaramujos del arbusto de rosa rubiginosa, se trata de un aceite de efectividad mundialmente reconocida para el cuidado de la piel.

Sin lugar a dudas, el aceite de rosa mosqueta actúa de manera profunda en las capas de la piel aportándoles la cantidad de nutrientes necesarios para mantenerla joven y tersa, especialmente porque su alto contenido de vitamina A actúa en la producción de colágeno, elemento que es clave para recuperar la elasticidad de la piel y la disminución de arrugas y líneas de expresión. Gracias a la vitamina C es posible combatir distintas clases de manchas en el rostro.

A su vez, la camelia o “flor de Japón” como también se le conoce, se trata de una planta medicinal, la cual debe su fama a sus propiedades curativas para la piel. Esta Flor originaria de Asia, especialmente Japón y China, cuenta con propiedades muy similares a las de la rosa mosqueta, ya que su aceite es un potente cicatrizante, analgésico, antiinflamatorio, rejuvenecedor, revitalizante y antioxidante.

Al igual que el aceite de rosa mosqueta, el aceite de camelia es altamente hidratante, cualidad que interviene en el tratamiento antiedad, atenuando arrugas, líneas de expresión y manchas. De esta forma, resulta más que evidente la razón por la cual algunas cremas faciales reconocidas y más comercializadas, contienen en su fórmula la combinación de estos aceites esenciales de origen vegetal.

Beneficios de la crema de rosa mosqueta y camelia para tu rostro

Como bien se ha aclarado, tanto la rosa mosqueta como la camelia tienen propiedades rejuvenecedoras, hidratantes y antioxidantes, principalmente. También tienen el potencial para producir otro tipo de efectos en el cuerpo, ya que son plantas que sirven como potente antiinflamatorio y analgésico. Sin embargo, el efecto que más importa que produzcan en la piel de la cara para tratar manchas y arrugas es el efecto hidratante.

A medida que transcurren los años, la piel va perdiendo elasticidad, además, este proceso puede acelerarse al exponer la piel a la radiación dolor de forma continua, incluso esto puede producir manchas de toda clase en el rostro. Por otra parte, a medida que la piel pierde hidratación, las arrugas y líneas de expresión se hacen cada vez más notorias.

Gracias a que cuenta con extractos de camelia y rosa mosqueta, la fórmula de tu crema facial aporta a su vez la cantidad necesaria de betacarotenos vitamina C a tu piel, hidratando tu piel profundamente y restaurando su elasticidad, y al mismo tiempo combatiendo el fotoenvejecimiento y las manchas.

Esta fórmula no solo es efectiva en manchas y arrugas en la cara, también combate la flacidez y mejora el aspecto general de cualquier cicatriz. Aunque no debe usarse como protector solar, este tipo de cremas faciales tiene la capacidad de mantener tu piel cuidada ante los efectos de los rayos ultravioleta.

Cómo utilizar cremas faciales a base de aceites esenciales de rosa mosqueta y camelia

Es importante destacar que este tipo de artículos para el cuidado personal, aunque por lo general no cuenten con precios sumamente accesibles debido a su fórmula especial, de igual forma puedes conseguirla en tiendas de cosméticos, farmacias y en tiendas online especializadas en el área.

Antes de utilizarla, debes saber que esta crema facial es un producto para aplicar de noche, en forma de mascarilla para que actúe durante las horas en que tu piel no se expondrá al sol ni otros agentes externos. Recuerda lavar y secar muy bien tu rostro, luego recoge un poco de crema con tus dedos y comienza a distribuirla en mejillas, frente, nariz, barbilla y párpados, haciendo movimientos circulares durante algunos minutos hasta notar que haya sido absorbida.

Repite el procedimiento todas las noches y comenzarás a notar los resultados en poco tiempo. Al igual que con otros productos para el cuidado de la piel, recuerda consultar con tu dermatólogo en caso de tener sospechas de alergias a esta clase de productos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad